San Serafín de Sarov: El verdadero fin de nuestra vida cristiana

San Serafín de Sarov: El verdadero fin de nuestra vida cristiana

San Serafín de Sarov: El verdadero fin de nuestra vida cristiana

 

Este monje ortodoxo llamado San Serafín de Sarov nos dice que el verdadero fin de nuestra vida cristiana es la adquisición del Espíritu de Dios; la oración, las vigilias, el ayuno, la limosna y los demás actos de virtud hechos en nombre de Cristo, no son otra cosa que medios para alcanzarla…¿Sabéis bien lo que supone adquirir plata? Pues adquirir el Espíritu Santo, es semejante.

Para el común de las gentes, la finalidad de la vida consiste en la adquisición de plata, en la ganancia. Los nobles, además, desean obtener honores, señales de distinción y otras recompensas por los servicios que han prestado al Estado. La adquisición del Espíritu Santo es también un capital, pero un capital eterno, fuente de gracias, parecido a los capitales temporales que se obtienen por los mismos procedimientos. Nuestro Señor Jesucristo, el hombre-Dios, compara nuestra vida a un mercado y nuestra actividad en la tierra, a un comercio. A todos nos recomienda: «Hacedlos crecer hasta que yo vuelva», y San Pablo escribe: «Sabed comprar la ocasión, porque vienen días malos» (Ef 5,16). Dicho de otra manera: Espabilaos para obtener los bienes celestes negociando las mercancías terrestres. Estas mercancías terrestres no son otra cosa que los actos de virtud hechos en nombre de Cristo y que nos traen la gracia del Santo Espíritu.

San Serafín de Saraov ruega por todos nosotros, pobres pecadores.

 

Necesitamos una pequeña ayuda mensual o puntual según tus posibilidades para seguir con Tekton. ¡Ayúdanos! Gracias y que Dios te bendiga.

Dejar un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.