Evangelio del día 30 de Junio 2018

Comentario del evangelio del día: (Mt 8,5-17)

Aquí se destaca la actitud del centurión romano, que es pura confianza. Él está seguro de que Jesús solamente necesita decir una palabra para que se cumpla su voluntad. Jesús se admira ante la fe del centurión. Un pagano que no tenia formación religiosa, que no conocía las santas Escrituras, es capaz de suplicarle con profunda y sincera humildad. Jesús se asombra por la docilidad de ese corazón que no duda, que se entrega abierto y totalmente confiado. ¡Qué bueno es tener un Señor que ama a la gente, que mira con ternura, que valora, que elogia! Él, que es el Santo, se admira de nosotros. Además, al final de este texto leemos una bella descripción de la actividad de Jesús: “Él tomó nuestras debilidades y cargó con nuestras enfermedades”. Se hizo cargo.

Dejar un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.